sábado, 25 de septiembre de 2021

SEPTIEMBRE, 26

 

Foto del autor 



                                 Voz: Victoria de los Ángeles 

Pie JesuFaurè Requiem 


 

26, Septiembre - 2014 

 

Aniversario de una muerte 

 sin anunciar, imprevisible, 

por ello aún más triste si cabe. 

 

Acababa otro verano más, 

regresaba el plácido otoño, 

 pero con ese se fue tu vida.  

 

Girasoles iluminados  

contemplaron tus pasos, 

 sin saber que eran los últimos. 

 

Vinieron grandes lluvias 

 para llevarse las huellas 

 de abrazos, besos, caricias. 

 

Los paseos se volvieron  

de andares solitarios 

sobre charcos lacrimosos. 

 

La muerte asépticamente, 

cortó con su fino estilete,  

ligaduras que parecían eternas. 

 

Momentos de reflexión, 

encuentros con el horizonte, 

aguas de mar en tu sepultura. 

 

Tiempo de despedida,  

con aprendizaje incluido, 

de otra forma de entenderse. 

 

Nos llega un nuevo otoño, 

en el que recordar tu partida, 

a ti que te vistió una primavera. 


Dicen que la vida continua, 

los buenos recuerdos perduran. 

Así también lo creo. 

 

 

Barcelona, 26 septiembre 2021 

 

 

 


32 comentarios:

  1. Estoy segura que desde algún lugar agradecerá las palabras que le has obsequiado. La muerte deja tristeza pero si de verdad habido cariño, amor y amistad perdura en el tiempo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. No siempre un ambiente climático viene con la memoria de un aniversario de muerte de alguien a quien hemos querido, y seguimos queriendo, a pesar que nos haya cogido distancia al previsible camino de la muerte. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
  3. En la eterna pugna entre causalidad y casualidad siempre será la primera la que lleve la delantera. Dejo mi saludo.

    ResponderEliminar
  4. Bello y triste poema. La muerte de alguien siempre nos hace daño. Te mando un beso

    ResponderEliminar
  5. No se muere del todo, Alfred, lo vivido perdura... Honrar los buenos tiempos nos queda como tarea... Sentidos versos, amigo.

    Abrazo hasta vos.

    ResponderEliminar
  6. En momentos como este, en que parece que el aire que respiramos se vuelve recuerdo, uno puede darse cuenta del privilegio que supone que a pesar de la inmensidad del espacio y la largura del tiempo, dos seres coincidan en tiempo y lugar para compartir una experiencia de vida juntos. Entonces, conviene administrar la tristeza que supone la ausencia y transmutarla en agradecimiento.
    Pongo amistosamente una mano sobre tu hombro, sonrío y te digo: Sigamos!

    ResponderEliminar
  7. A veces la vida es tan injusta que uno se rebelaría contra el universo entero.
    Cuando la muerte llega antes de lo previsto y de forma inesperada hay que ser muy fuerte para poder aceptarlo.

    Ánimo Alfred.

    ResponderEliminar
  8. Es lo que tiene la vida, se nace, se vive y se muere, y esto abarca hasta al universo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Un fuerte abrazo y ánimo, querido Alfred.

    ResponderEliminar
  10. Bellas palabras amigo Alfred, el recuerdo siempre estará presente y nada ni nadie podrá borrar. Nunca se muere del todo y eso seguro bien lo sabes.
    Un fuerte abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  11. La despedida de un ser querido siempre es dolorosa, pero ellos siempre están vivos en el recuerdo y el corazón.
    Un fuerte abrazo, Alfred

    ResponderEliminar
  12. No només els recordem en l'aniversari de la seva partida. Sempre hi ha una paraula, un gest, un paisatge, una veu... que ens els fan presents a tothora. I avui el teu record en forma de post, amb un paisatge tranquil, una música adient i un bell poema.

    Aferradetes ben fortes, Alfred.

    ResponderEliminar
  13. El paisaje y la música suavizaron la nostalgia de una partida, un abrazo Alfred!

    ResponderEliminar
  14. Qué bonita pero triste evocación, ¿o tal vez invocación? Que el hecho luctuoso no empañe el recuerdo vital, que seguro que fue fecundo, amable y luminoso. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Te abrazo con fuerza, Alfred. Te acompaño desde aquí.

    ResponderEliminar
  16. Un hermoso poema, cada estrofa bella nostalgia a una ausencia importante.
    "A ti que te vistió la primavera", precioso verso.
    Un abrazo Alfred.

    ResponderEliminar
  17. Cada año hacemos recuento, pero cada día se sobrelleva. Un bello poema para remarcar el día.
    Abrazo grande Alfred

    ResponderEliminar
  18. Muy bonito Alfred. 7 años ya! Seguimos añorándola y recordando su risa y tantos buenos momentos compartidos...
    Un beso a toda la familia dels Brasó-Fàbregas 😗😗

    ResponderEliminar
  19. Alfred, guardo un respetuoso silencio, la belleza de tus versos, son eso,una invitación a quedarnos en silencio,acompañando tu sentir.
    Un beso.
    Excelente y precioso poema.

    ResponderEliminar
  20. Solo quedan los recuerdos, es triste, la vida sigue su curso..... Saludos amigo Alfred.

    ResponderEliminar
  21. En momentos así, amigo, un gran abrazo!

    Adeu Alfred.

    ResponderEliminar
  22. Todo aquel que se va deja, para quienes le conocieron y amaron, una huella indeleble. Aunque suene a tópico es muy cierto que nadie muere mientras lo recuerden. Así pues, todo depende de nuestro afecto y memoria.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  23. Sólo quiero desearte lo mejor, Alfred.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Hola Alfred !
    Ella estaría muy orgullosa del hermoso poema que le has escrito.

    ResponderEliminar
  25. Los recuerdos quedan tan indelebles como el dia de ayer, bellos tus versos de homenaje, abrazos Alfredo

    ResponderEliminar
  26. Muy triste tu texto Alfred, perder a alguien es muy fuerte. No hay manera de expresar palabras para un dolor tan grande.


    Te dejo un abrazo Alfred

    ResponderEliminar
  27. me ha gustado lo de poner los girasoles y este poema tienen tanto dolor como sentimientos intensos

    ResponderEliminar
  28. Hola Alfred , cuando uno pierde a un ser querido , cuando nos deja de improviso
    nos deja un gran vacío y un dolor que solo el tiempo mitigara el dolor de esa perdida prematura , muy bello poema , me alegro de leerte te deseo una feliz tarde , besos de flor.

    ResponderEliminar
  29. Qué maravilla esa imagen con esa voz de fondo. Gracias.

    ResponderEliminar
  30. Un nudo en la garganta escuchando la música de Victoria de los Ángeles y leyendo tu poema. Un poema de pérdida, de despedida, de reflexión contenida. Es un aniversario, podía ser un recuerdo, pero todo está tan presente como si hubiera acaecido en ese momento.
    "Girasoles iluminados contemplaron tus pasos, sin saber que eran los últimos".
    ¿Qué puedo decirte, Alfred?
    Mi sincero abrazo.

    ResponderEliminar