martes, 28 de noviembre de 2017

Contemplando una ciudad

Foto del autor




Luce el sol,
el fuerte viento
tras las pasadas lluvias,
nos permite una visión
muy nítida.

Tanto, que teniendo
la ciudad a mis pies,
puedo observar
los edificios
más singulares.

Esos que a todas horas
son fotografiados
por muchos,
quizás demasiados,
turistas por minuto.

¿Existe esa estadística?
Tendría que haberla,
para mentes
preguntonas
y políticos
con neurosis
de ofrecer,
alud de datos
inservibles,
para justificar
su nula sapiencia
sobre lo que sea.

Cualquier ciudad
vista desde lo alto
nos parece hermosa.

Nos llega un ruido,
 lejano, informe,
 que no molesta.

La polución no sube
se queda ahogando
a los ciudadanos,
esos que me incordian
con su sola presencia,
al ocupar
 mi espacio vital.

Luego bajaré
a esconderme
en mi cueva
a ver pasar
 las horas,
hasta el siguiente
 funeral.

Los que están a mi lado
no saben lo que pienso
ni siquiera contemplan
las bellas vistas

Pobre jabalí
aislado en su hocico,
buscando bellotas
y esa torcaz
en vuelo rasante,
hasta la charca.


Barcelona, 28 noviembre 2017






34 comentarios:

  1. Sabes captar la belleza en cada momento, observas desde lo alto de la ciudad lo que para muchos pasa desapercibido…

    Un cálido abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Eres muy amable con tus palabras. Con una vista, empiezas a elucubrar sobre lo hay ahí abajo...
      Un abrazo cálido.

      Eliminar
  2. Cuando tenemos la oportunidad de contemplar desde lo alto nuestra ciudad, sentimos que nos seduce de manera muy especial. Me identifico con tus bellas letras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suelo subir en bici, a una zona forestal desde la que se divisa mi ciudad, muchas veces cubierta por una espesa niebla que da algo de miedo, pero esta vez estaba bien nítida su visión y la aproveché. ;)
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Curiosa manera de terminar este texto, entregándonos esas imágenes de animales. Da para pensar.

    Saludos salados, Alfred.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ellos están ajenos a lo que pasa, pero sufren sus consecuencias.
      Salerosos saludos, Julio.

      Eliminar
  4. No siempre ver las cosas en perspectiva te da la visión real de las mismas. Te pierdes las sensaciones del cuerpo a cuerpo.
    Coincido con tu visión de muchas estadísticas actuales. En vez de utilizarlas para sacar conclusiones se manipulan para reforzar conclusiones ya sacadas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una cierta distancia te da más objetividad, pero sólo es una opinión personal. :)
      Lo de las estadísticas y su utilización creo que daría para una tesis.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Con esas vistas se inspiran los versos mas bellos, como los tuyos

    Un Abrazo Alfred

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Un elogio, viniendo de una hilvanadora de bellas palabras como tú.
      Un abrazo, Cora.

      Eliminar
  6. Homenaje a la ciudad que uno casi no reconoce. A las partidas y a esos animales que conviven con nosotros, a su bola, prescindiendo de la gente

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre existe una relación de amor/odio con la ciudad de residencia, donde todos sufrimos las consecuencias de lo que se cuece en ella. Animales incluidos, sí los racionales también.
      Un beso.

      Eliminar
  7. Desde la distancia todo es más hermoso y a vista de pájaro las ciudades son muy bellas, otro cantar es cuando bajas y te topas con la cruda realidad, ahí ya llegan los empujones el no poder ver más allá de lo que tenemos delante, las prisas, la suciedad...

    Ainsss Don Alfred, mejor volar ;)

    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno...desde un avión...ni te digo.
      Besines.

      Eliminar
    2. Suspiráis mi bella dama? Algo os aflige? Os agobia o persigue para molestaros? Respiráis mal?
      Un poco de aislamiento meditabundo en las alturas hace maravillas.
      :)
      ++Besines.

      Eliminar
  8. Hola Alfred!
    Si, una ciudad vista por encima acostumbra a ser bonita. Una vez en la calle, también lo es. Quizás estamos tan acostumbrados a verla, que nuestra visión acostumbra a ser muy diferente de la de un turista. La naturaleza ya es otra cosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Enric!
      En la distancia y desde lo alto, suelen ser más hermosas, que sumergidos en ellas. Los turistas, van a tiro hecho y se mueven por rutas muy marcadas. La naturaleza igual le da por recuperar lo que era suyo. Vete a saber.

      Eliminar
  9. Respirar sin polución es una maravilla.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, pero hay que hacerlo con prudencia, un exceso de oxigeno, puede ser delicado para nuestro organismo, en fase de mutación, ante tanta porquería ambiental.
      Besos.

      Eliminar
  10. Empiezo a tener envidia de los jabalíes.
    Sospecho que viven mejor.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya puedes tenerla, hacen lo que quieren y van por todas partes. Incluso bajan a pasear por la ciudad.
      Tenlo por seguro.
      Saludos.

      Eliminar
  11. Dibujas el entorno mejor que Murillo, que ya es decir, ¡Olé tu menda!
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Otra forma de ver la ciudad que sorprende es ir mirando hacia arriba, a los tejados.
    Me han encantado tus casi haykus como ráfagas de pensamientos.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es una bonita manera, cuando lo hago, al poco acaban todos mirando hacia arriba. :)
      Pues no me propuse contar sílabas.
      Besitos.

      Eliminar
  13. Una bonita forma de ver la ciudad a vista de pájaro u hocico de jabalí. Las estadísticas se usan a la ligera como armas arrojadizas hacia los que forman parte de ellas.
    Bonito texto Aldred.
    Besos
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Puri! Hermosa vista, así la ciudad parece una cosa domesticada y al alcance de cualquiera. Las estadísticas pueden retorcerse hasta que nos den el resultado que nos interese.
      Muchas gracias.
      Besos.

      Eliminar
  14. Qué razón tienes lo de las bellas vistas desde lo alto, con un poco de distancia se ve mejor todo, hasta los problemas de cada día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Distanciarse, nos da una perspectiva más real, de todo.

      Eliminar
  15. Hola Alfred...creo que es la primera vez que entro a este blog ...muy bonito y tu relato de la Ciudad está muy bien ...yo ahora salgo poco, solo veo donde vivo y el pueblo donde tengo piso y vamos casi todas las semanas...las ciudades ahora son para trabajar ,coger el coche y vivir en lo sano.
    Gracias por tu comentario, si el amor es hermoso ...en silencio entre letras también , pero hoy en día el amor es mentira te lo digo yo que trato con tanta juventud ...tú veo que eres un señor mayor y seguro que piensas como yo ,,,cada día veo mi poesía menos al amor y mas a bombas y malos tratos...y mas cosas ...perdón me he pasado .
    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marina-Emer, bienvenida a esta casa de letras perdidas. Muchas gracias por tu visita y tu grato comentario. No te has pasado para nada, aquí puedes poner todo o que quieras, como quieras, ya sabes...sin faltar al respeto, ni insultar ni bla...bla...bla.
      Lo de señor mayor, te lo podías haber ahorrado :)))
      Un abrazo.

      Eliminar
  16. A veces toca coger perspectiva y alejarse es una buena manera de ver las cosas, sea a vista de pájaro o de jabalí.
    Y a algunos les iría muy bien coger perspectiva, a ver si así entendían algo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería bueno, sí. La distancia puede dar una buena perspectiva, pero los hay muy distantes, tanto que no ven lo que hay, sino sólo, lo que les interesa.
      No quieren entender.
      Besos.

      Eliminar