viernes, 27 de enero de 2017

POENSETIA


                       Foto del autor


Poensetia

Tras un sofá, en el que descansaba desmayadamente, una manta a cuadros que apenas tapaba un poco de la huella hecha, por alguien en una postración recuperante post comida, se adivinaba un paisaje ciudadano ensombrecido por la caída de la tarde y las gotas de lluvia que dificultaban un poco la visión.

No se podía decir que la sala fuera triste, pero si el único amago de vida, eran las plantas dando un toque verde que te quiero verde, a la pequeña terraza, en la que una poensetia con su toque rojo, daba un poco de alegría coloreada y denotaba junto con la manta yacente en el sofá, la época invernal en la que estaban.

A parte de estos detalles, apenas se percibía un destello de vida, como fondo musical, una notas de jazz, en la que sobresalía un piano, bien secundado por el contrabajo con punteadas notas de una guitarra cantarina.

Pero para alguien, estaba puesta la música, que disfrutaba de ella, moviendo la cabeza como un péndulo, y machacando el suelo al compás, en un zapateado irregular.

A medida que la luz de la tarde se apagaba, la luminosidad de una pantalla se realzaba, mostrando cómo tras el paso acelerado de unos dedos por el teclado, la misma se iba rellenando de letras que conformaban palabras que a su vez formaban frases, que a su vez nos empezaban a conducir en un texto donde se suponía tenía que pasar algo.

Algo tenebroso, o cándido, o fantástico, o quizás simplemente amoroso y concerniente a unas personas determinadas, o un barullo enorme, en el que están involucradas muchas personas.

Observando con detenimiento, la pantalla no rezuma nada, ni sangre, ni almíbar, ni testosterona.

Lo cual no deja de ser preocupante para un autor, que se supone tiene que mantener en vilo, o distraído, o subyugado a un público que le exige acción y sentimientos bien expresados.

Pero la vida de autor es complicada, tiene momentos de intensidad y otros de tranquila manifestación de unos ambientes sin apenas acción.

El viento tormentoso, alocado y con lluvia, ataca despiadadamente a la poensetia, que apenas resiste cediendo algunas hojas a la inclemencia, que no perdona.

A todo ello, los dedos siguen escrupulosamente tecleando las instrucciones que la mente privilegiada le va indicando.

De tanto en tanto se produce una pausa, en la cual la cabeza se mantiene mirando fijamente el texto, para proceder a algún pequeño retoque, ante el cual se aleja manifestando su satisfacción por el logro en la redacción.

Con todo, los personajes están un poco hartos y mareados, ante el baile al cual están sometidos, de total indefinición, con sentimientos ora a flor de piel ora introvertidos, llorando para sus adentros los amores perdidos.

La heroína en cuestión, no sabe si mostrarse más seductora, para captar la atención del protagonista, o bien más recatada y conformarse con el opulento gerifalte que le dará cierta tranquilidad patrimonial.

Ella empezó como una joven ambiciosa, con ganas de comerse el mundo y para nada auto limitada, por su condición femenina. Y ahora no le gusta nada verse un poco más mayor y acomodaticia con el estatus de señora de buen ver y dominante.

El protagonista, vive sumido en una serie de dudas, a las cuales no reafirma nada, ver en lo que se ha convertido, la qué fue fuente de inspiración, amoríos aparte.

El poderoso, fiel al principio que rige para todos ellos, está encantado de su poder y como poco a poco todo va saliendo cómo sus deseos han ido propiciando.

El autor se mesa los cabellos, escasos todo hay que decirlo, pero sigue las andanzas de todos ellos, se emociona con ellos y sufre por ellos, no les puede dar a todos ellos, unos parámetros de comportamiento homologables, con la bondad humana, hay que  poner conflicto, para que haya historia.


Historia, que le está saliendo poco a poco, bueno eso se cree él, porque los personajes están muy despistados y se ven ante una montaña de indefiniciones emocionales que les lleva a pensar, si lo mejor no sería montar una orgía y disfrutar a tope mientras puedan.

Sarrià, 27 Enero 2017.

55 comentarios:

  1. ¡Qué manera más ilustre de describir una siesta, aprecido Alfred!
    Eso es lo que he pensado al leer el primer párrafo. Tienes una manera interesante y despreocupada de narrar lo que hay en tu mente.
    Deseo que pases un bello fin de semana, un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya no sé si es una siesta o un simple barullo de rebeldes sin causa.
      Buena semana Rud.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Yo para no complicar el comentario opto por la orgia
    Buen fin de semana!!!!
    Cariños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo mejor Abu, así todos contentos.
      Buena semana!
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Tan despistados como están los personajes estoy segura de que acabarán por una orgía.
    Y yo con estos pelos.
    Me gusta leerte, Alfred.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que la opción de la orgía gana adeptos, en qué estaremos pensando ;)
      Muchas gracias tecla.

      Eliminar
  4. Escribir es un sueño en el que laten por dentro las letras que nos sucumb(v)ieron.

    Un abrazo de luz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede ser un sueño, que se hace realidad, desmadrando unos elementos no del todo domesticados ;)
      Un abrazo luminoso.

      Eliminar
  5. Ritual creativo de un autor dejándose seducir por la música, para estimular su ingenio. A punto de darle un giro a sus personajes.
    Un beso. Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los autores tienen una serie de manías que los personajes no siempre aceptan de buen grado.
      Buena semana Sara.
      Un beso.

      Eliminar
  6. Seguro que al final sabrá darles esa definición que le piden a gritos. Pero todavía sin saber ya me he enganchado al trio.

    *La planta sigue necesitando que la riegues ;)

    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que tú, te enganchas de buen grado a un bombardero ;)
      La planta es la misma y con las mismas carencias.
      Besines.

      Eliminar
    2. Si viene de ti, ni lo dudes.

      Pero te diré, así en confesión (eso era otra entrada) que he decidido empezar a desengancharme...de este blog ni en broma, no te ha caído esa suerte jajaja

      Besines

      Eliminar
    3. Jajaja! Que zalamera!
      Bien, piensa que cuento con tu comentario, para alimentar esto con un poco de nivel. ;)
      Besines.

      Eliminar
    4. Y me llamas a mi zalamera....jajajaja

      ;)

      Besines.

      Eliminar
  7. Una orgía con asesinato de uno de los tres,porque tres son multitud...
    :P

    Ahora en serio,seguro que lo resuelves de forma interesante.

    Besos.

    Esa planta la tienes muy chuchurría eh...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carmen, no sé cómo puedes suponer que voy a ser capaz de eliminar de una forma violenta a uno de mis personajes, piensa que uno tiene si corazoncito.
      Esperemos que sí.
      Besos.
      La planta...

      Eliminar
  8. Es que los personajes suelen tener vida propia y a menudo no hacen caso al autor.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los personajes son muy suyos, casi siempre.
      Saludos

      Eliminar
  9. Estoy con Toro en que con frecuencia los personajes campan a sus anchas a expensas del autor al que usan para contar lo qué quieren, mejor que el autor se deje...A saber qué pasará.
    Feliz finde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hay de todo, algunos son como animalillos bien domesticados que no osan contradecir al autor y los hay que tienen una personalidad más fuerte y es difícil trabajar con ellos a no ser que les sigas la corriente.
      Feliz semana!

      Eliminar
  10. Despistada me han dejado esos personajes que no respetan al autor y se lanzan a montar una orgía en un escenario con una poensetia mustia y una manta a cuadros con las huellas del que ha dormido la siesta en el sofá. Algo chirría o los personajes o el escenario. ¿No será que el despistado es el autor que no se ha despertado de la siesta?
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María Pilar, los autores tienen que trajonar con personajes de todo tipo. Algunos son un poco golfetes.
      Saludos.

      Eliminar
  11. Yo mientras los personajes se deciden me quedo contemplando la poesentia para mí siempre "flor de Pascua". Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es verdad, se le conoce como flor de pascua.
      Un abrazo Mara.

      Eliminar
  12. Si les preguntaran dirían SIIIIIIIIIII jjaja. Tienen mucha suerte tus personajes al vivir en tan fecunda cabeza.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando salen de la cabeza, son como criaturas desmadradas, hacen todo tipo de pillerías. ;)
      Besitos.

      Eliminar
  13. Hola Alfred!
    Los personajes tendrán el dominio de la tecla y el que escribe, su esclavo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Enric!
      El autor tiene la batuta y piensa poner orden en un santiamén.

      Eliminar
  14. Seguro que los personajes si les preguntan se apuntan a al orgía,ahora será el autor quien se encargue de prepararles la escena correspondiente.
    El autor es el dueño de la situación y con eso cuentan ellos.
    Me gustó mucho como desarrollaste toda la escena, es un buen momento el que nos muestras con este texto.
    Besos Alfred.
    Puri

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menudos son los personajes cuando los deja a su albur.
      No siempre cuentan con él.
      Muchas gracias.
      Besos Puri.

      Eliminar
  15. Hola Alfred , creo que los enanos ( personajes ) en un momento de morriña de sobremesa ; se han revelado contra el sufrido escritor , y están haciendo su peculiar motín , y esto es " arde roma" y como muestra de testigo sólo tienes que ver como han dejado la casa .
    Muy buen relato me a gustado mucho , besos y feliz Domingo de flor .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Flor! Bienvenida!
      Muchas gracias, creo que han aprovechado el momento de bajón siestil para hacer de las suyas.
      Besos y feliz semana.

      Eliminar
  16. Me resulta atractivo leer tus páginas, así de sencillo, Alfred.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias mari carmen. Así de claro:)
      Un beso.

      Eliminar
  17. Alfred me ha hecho reír esta forma de describir una parte de un mundo a tu manera, que a saber lo que piensan cada uno de los personajes, o a saber si la del pillaje era más rica que al que tu creías que quería cazar, que en los guiones nada esté escrito, y a veces lo menos es más, por cierto preciosa planta
    Besos y buena semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maríajose. A veces no sabes que pensar de los personajes, parece que hagan las cosas a posta para fastidiar.
      Besos y feliz semana.

      Eliminar
  18. Querido Alfred!

    Es fantástico, qdo escreves, y no solament, pke tienes una imaginação prodigiosa y mto fértil.

    Adoro los cenários que tu crias, tal como las personagens.
    Orgia(rs). Creo k las personas k tu tão bién inventas, irão aceitar essa "forma de amar", sin hesitar..

    Besitos, buena semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Ceu!
      Muchas gracias por pasarte por aquí y dejar tu huella, con este grato comentario.
      Besos y feliz semana.

      Eliminar
    2. Qdo passas por mi blog, Alfred? Continuo te esperando.

      Gracias y besitos.

      Eliminar
  19. La historia se está perfilando y llegará a buen fin, con orgía o sin ella.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Ten presente que Roma no se conquistó en un día, así que a descansar y mañana Dios dirá. Pero ten cuidado que si sigues un poquito espeso, ellos volverán a intentar tomar las riendas de tus relatos; cosa imposible, pero que te pueden bloquear.
    Muy bonito.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Manuel, tomaremos aire e insistiremos en poner orden en el texto ;)
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  21. Un placer siempre leerte Alfred. Tus personajes tienen vida propia, eso es que los describes a la perfección. Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Rosana.
      Besos y una semana feliz.

      Eliminar
  22. todos los personajes soñamos con escapar de nuestros destinos escritos.. con el tiempo comprendemos que no es posible, que debemos seguir el guión que nos dieron al crearnos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero mientras lo sueñan ponen en apuros al autor.

      Eliminar
  23. Los personajes son rebeldes y pueden seguir el camino que quieran.

    Me gusta tu imagen.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se yo si eso será bueno para el autor ;)
      Gracias.
      Un beso.

      Eliminar
  24. Pues para relajar los ánimos, empieza por la orgía. En una de esas después los personajes te toman cariño y te retribuyen con la mejor de las historias.

    Más saludos, Alfred!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. será una buena idea, así ya relajaditos, pueden seguir con las instrucciones que les de el autor.
      Muchos saludos, Julio!

      Eliminar
  25. Complicado el mundo literario, no cabe duda y es fácil imaginar a esos personajes hastiados de la indecisión del autor que maneja sus vidas.
    Tú lo has descrito a la perfección.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabes bien lo que es tener que batallar con unos personajes que no se atienen a las indicaciones que amablemnete se les da. :)
      Muchas gracias.
      Besos Marinel.

      Eliminar